Número 2 2016 - Número monográfico: Intervención Clínica en Vulnerabilidad Social


Perspectivas teóricas
Theoretical Perspectives
¿Cuál es el sentido de la psicología en servicios sociales? Sobre la atención psicológica de la vulnerabilidad y la exclusión social
What is the meaning of psychology in social services? Addressing the psychological care of vulnerability and social exclusion

Mayordomo, Zzen

Resumen

Los Servicios Sociales son la institución pública designada más explícitamentepara atender las situaciones de vulnerabilidad y exclusión social. Entre las disciplinas que configuran su hacer, la psicología tiene un lugar significativo. En las últimas décadas, el perfil del psicólogo requerido en los Servicios Sociales, principalmente, ha sido el del psicólogo comunitario y la modalidad de intervención, la intervención psicosocial. La intervención psicosocial y comunitaria surgió como una reacción a la intervención psicológica clínica clásica, y ayudó a que la psicología pudiera abordar también problemas sociales acuciantes, como son los que provocan vulnerabilidad y exclusión social. En el presente trabajo, se reflexiona sobre si actualmente la intervención psicosocial puede ser ajena a la intervención psicológica o, por contra, los psicólogos en Servicios Sociales deben también presentar un ejercicio sólido en atención clínica.

Abstract

Social Services are the public agency specifically assigned to address situations of vulnerability and social exclusion. Among the disciplines that are part of their activities, psychology plays a significant role. In recent decades, community psychologists are the kind of practitioners who are mainly required by social services; and the intervention mode has been psychosocial intervention. Psychosocial and community intervention emerged as a reaction to the classical clinical psychological intervention, which helped psychology to also address pressing social issues, such as those that cause vulnerability and social exclusion. In this paper, we examine whether psychosocial interventions can currently be alien to psychological intervention or, on the contrary, if psychologists from Social Services must also provide a solid exercise in clinical care.

Páginas 113-124

DOI http://doi.org/10.5093/cc2016a9

PDF cc2016v7n2a3.pdf